Marcado CE, para que sirve y cuál es su origen

Blog » Marcado CE, para que sirve y cuál es su origen
Marcado CE, para que sirve y cuál es su origen
A la hora de adquirir un producto queremos que cumpla unos estándares de calidad y saber que no va a ser perjudicial para nosotros. Muchas veces hemos adquirido artículos y no acabamos de tener claro si han sido revisados para no causar ningún percance. Es por ello que existen etiquetas de conformidad como el Marcado CE.
 
El Marcado CE consiste en un etiquetado de conformidad a través del cual se indica a las autoridades y a los usuarios que el producto en cuestión es coherente con la legislación obligatoria. Al colocar esta etiqueta tendremos una garantía de que cumple con los requisitos esenciales.
 
Hemos de evitar comprar productos que no lleven el Marcado CE. Cada verano se venden muchas gafas de sol sin este distintivo que pueden ser dañinas para nuestros ojos.
 
El Marcado CE solo se podrá colocar por la persona que fabrique el producto o su representante, y siempre antes de su comercialización y dentro de la CE.  Cuando un fabricante desea que su producto lleve este distintivo deberá someterlo a una serie de evaluaciones para asegurarse que es óptimo para su uso.
 
Origen del Marcado CE
 
Cuando no existía el mercado interior de la Unión Europea era la administración de cada país la que debía encargarse de que los productos cumplieran con la normativa establecida
 
Fue en el año 1985 cuando se crea el mercado interior de la Unión Europea con el objetivo de que a lo largo de esta hubiera una libre circulación de personas y productos. En ese momento se intentaron eliminar las barreras técnicas y además conseguir llegar a un acuerdo entre las legislaciones existentes, una de las tareas más complicadas.
 
 Es entonces cuando se ponen de acuerdo en que hay que cumplir una serie de requisitos mínimos para que los productos puedan ser distribuidos dentro del mercado europeo. 
 
El Marcado CE apareció en el DOUE en el año 1993. En este documento europeo se hablaba que de acuerdo con la resolución que tuvo lugar en 1989 se aprobaba la creación de esta normativa. En ella se especificaba que la comercialización de productos industriales no podría llevarse a cabo hasta que los fabricantes de estos productos les colocaran la etiqueta CE.
 
En un principio que los productos tuvieran el Marcado CE no era obligatorio pero tras la resolución se instauró que no podrían comercializarse productos que no llevaran la etiqueta CE.